HUEVO DE LA SERPIENTE – Carta de lectores del Diario La Nación – 29.09.2013

Los miembros de la Organización Judía para el Diálogo Interconfesional (OJDI) nos sentimos horrorizados por la “travesura” de un grupo de adolescentes que al tomar el Colegio Nacional de Buenos Aires se sintieron con derecho de agraviar y destruir una iglesia, que es además un monumento histórico. Así se empieza y luego continúa una historia de fanatismos que agravia a todos los argentinos de buena voluntad. Tal como lo expresara el gran director de cine sueco Ingmar Bergman, las matanzas y discriminaciones empiezan en el germen ideológico del rechazo al prójimo. Debemos servir al ser supremo sin faltarle el respeto al diferente, este acto no es excusable, es “el huevo de la serpiente”. Los argentinos hemos pagado muy caro esas posturas.

Llamamos a la reflexión a los que que por acción u omisión son los generadores del caos y la violencia, los ideólogos de guante blanco. Nosotros nos sentimos hermanados con todos los que se indignan ante este hecho delictivo .

Dr. Mario Burman
Presidente OJDI
I ng. Jorge Sinderman
Secretario
Dr. Jaime Kopec
Vicepresidente (e.e.)
Jkopec@fibertel.com.ar

Deja un comentario